Skip to main content
CoolSculpting
Coolsculpting

CoolSculpting: La alternativa no invasiva a la liposucción

Fecha

¿Te gustaría eliminar la grasa localizada que no consigues quitar ni con dieta ni con deporte? Entonces debes conocer CoolSculpting, el equipo n.º 1 a nivel mundial que se basa en la técnica de la criolipólisis.


En Clinique La Prairie (CLP) contamos con el CoolSculpting, el único dispositivo de criolipólisis que está aprobado tanto por la FDA (Food and Drug Administration, de EE.UU) como por la EMA  (Agencia Europea de Medicamentos) para la eliminación de grasas localizadas con aplicación de frío controlado que destruye de forma natural la célula grasa.

El exceso de grasa en zonas específicas del cuerpo, como en el abdomen, por ejemplo, puede molestarnos por razones estéticas, tanto a hombres como mujeres. Hasta hace pocos años la única solución era quirúrgica, a través de la liposucción. Ahora la tecnología de criolipólisis a través del CoolSculpting permite eliminar la grasa localizada de forma definitiva sin cirugía ni agujas, siendo una alternativa no invasiva, indolora, sin baja laboral ni social, y con resultados progresivos. 

El CoolSculpting cuenta con diferentes aplicadores, dependiendo de las zonas a tratar:

Zonas a tratar

El CoolScultping funciona con un novedoso sistema que proporciona un enfriamiento controlado (hasta llegar a -11ºC) de la zona elegida, congelando únicamente las células grasas subcutáneas y destruyéndolas gradualmente, pero preservando la piel y los tejidos colindantes. Esta grasa se irá eliminando a través del sistema linfático, de forma natural y proporcionando resultados progresivos, pudiendo apreciarse el resultado final después de 3-6 meses.

En una sola sesión se eliminarán en torno al 27% de las células grasas de la zona tratada. Esta sesión podría repetirse las veces necesarias en caso de querer mejorar los resultados.

Coolsculpting

Los antecedentes de la criolipólisis son, como poco, muy curiosos. Esta técnica innovadora se basa en los estudios de dos científicos, el Dr. Dieter Monstein y Dr. R. Rox Anderson, ambos de la Universidad de Harvard, quienes hace unos años se dieron cuenta que aquellos niños que comían helados muy a menudo solían tener hoyuelos. Decidieron investigar sobre el tema y determinaron que las células grasas son más vulnerables por la acción del frio que las células no grasas, y que estas mueren (apoptosis) por el frío, encargándose el propio cuerpo de eliminarlas.

SEGURIDAD DE LA TECNICA

Además de su efectividad, la agencia del gobierno de EEUU responsable de la regulación de los dispositivos médicos determinó también que el CoolSculpting es un equipo muy seguro. Lo mismo ha determinado su homóloga europea, lo que ha permitido a CoolSculpting tener el marcado CE. 

En CLP, este tratamiento se realiza siempre bajo la supervisión médica de nuestra directora de medicina estética, la Dra. María Rosa García Maroto.

Coolsculpting

 

DIAGNÓSTICO Y TRATAMIENTO

En Clinique La Prairie, al paciente que consulta sobre este tratamiento se le realiza una completa historia médica, dedicándole el tiempo necesario para escucharle y valorar su caso, sus objetivos y deseos. El cuerpo de cada paciente es diferente y la personalización del tratamiento para adaptarlo a las necesidades del paciente es primordial en CLP.

El paciente deberá ser apto para este tipo de tratamiento. La criolipólisis no es un tratamiento para perder peso, su objetivo es reducir la grasa localizada de forma definitiva en zonas del cuerpo que no logramos eliminar ni con dieta ni con ejercicio físico, y sin dañar las células de alrededor. Así, los pacientes con exceso de peso deberán primero adquirir hábitos alimenticios saludables, seguir una dieta para normalizar su peso, y una vez logrado el objetivo, el CoolSculpting sería el tratamiento para eliminar grasa localizada en ciertas zonas que con la dieta controlada no hayan logrado suprimirse.

Si el paciente es apto, realizaremos fotografías y tomaremos medidas morfométricas previas al tratamiento para poder constatar los resultados posteriormente, primero al mes y luego a los tres meses. A continuación, se determinará el área a tratar y elegiremos el cabezal que se ajuste mejor a su caso.

El procedimiento dura entre 1-2 horas, dependiendo de las zonas a tratar. Por eso en CLP recomendamos traer a la consulta algo para distraerse, incluso un ordenador para poder trabajar.

Coolsculpting

 

Al inicio la aplicación del frío puede molestar un poco y el paciente tembién puede, incluso, experimentar una sensación de pellizcos leves u hormigueos, pero nunca llegará a ser doloroso. Esta sensación algo desagradable desaparecerá a los 5-10 minutos, ya que el propio frío produce un efecto anestésico local.

Fizalizado el proceso, se le realiza un masaje al paciente en la zona tratada, y ya puede incorporarse a su vida social y laboral de manera totalmente normal.

POST TRATAMIENTO Y RESULTADOS

Después del tratamiento puede notarse un enrojecimiento en el área tratada que desaparece en horas o pocos días. También se puede seguir notando hormigueos que desaparecerán también espontáneamente.

La mayoría de los pacientes empezarán a notar los resultados pasados 2 meses del tratamiento, pero el cuerpo seguirá eliminando las células grasas durante 6 meses. Estos efectos son definitivos y permanentes ya que las células grasas tratadas son eliminadas por el sistema linfático.

Ahora más que nunca, es el momento de volver a sentirte bien en tu cuerpo, y cuidarte en Clinique La Prairie.

 

Temas: